Skip to content

Curiosidades Cotidianas & Re-flexiones

diciembre 13, 2010

 

Curiosidades Cotidianas

Los anuncios de jueguecitos. Esos insoportables anuncios que te muestran juegos facilísimos que luego son un timo.

Están los que pinchas en ellos y ¡zaass! Ya se te ha colado una pantalla emergente de publicidad engañosa. Como somos tan espabilados siempre como para caer en esto que cualquier ratón de experimentos conductistas sabría después de cuatro repeticiones a base de estímulos y respuestas.

También están aquellos en los que puedes jugar o hacer intentos de lo que sea (de disparar, de chutar, de mover el ratón -éste, de ordenador- compulsivamente en algo que no tiene ninguna dificultad aparente…). Pero en estos juegos que parece vas a distraerte, siempre hay algo que te jode. Una, o el portero es peor que los de matrix y llega a todos sitios a base de cambiar de sitio, no desplazándose; o el juego que tiene algún truco muy evidente y pierde todo interés; o esos en que cuando deberías ganar… ¡zaasss! pantalla emergente al canto; o aquellos que cuando los empiezas ya no tienen gracia.

Por otro lado, hay de esos que tienen sonido, y no sonido a secas, es la puñetera aplicación del ordenador con más potencia de sonido que has oído. Con estos suceden dos cosas, o te meten unos sustos del copón (¿a quién no le asusta el relinchar de un caballo en tu oído y sin haberlo visto antes ahí?), o se vuelven tan insoportables que abandonas la página antes de intentar matar al ordenador, al creador de la mierda del anuncio, o al vecino de abajo que te pica al mismo tiempo a la puerta (para molestar claro, ya que o  viene a pedirte algo, o a darte algo que hacer con lo que no contabas…).

 

Conclusión: Son un timo. Todos acaban igual: ¡tocando las narices! Mejor no empezar…

 

Re-flexiones

Los juegos online a tiempo real. Hablo de esos juegos que te hacen estar pendientes de los que pasa a cada momento o de vez cuando. Sí, sí, esos juegos online que transcurren a tiempo real en los cuales si no estás conectado no avanzas. Existen muchos aquellos del estilo del Ogame (o el Travian, o el SeaFight, o el Famerama, o el eRepublik), con una presentación brutal, unos gráficos aparentemente muy trabajados, pero que cuando te metes son todo iconos (¿Dónde están esos gráficos? ¿Y esa jugabilidad?).

Nos pintan también estos juegos que muchos son los que pueblan el número de jugadores que tienen. Algunos, como Farmerama, ha sido comprado por Google dado el volumen de usuarios que lo usan (lo que hace que esté muy bien tasado a nivel empresarial). Déjate con lo que están sacando con la ostia de los juegos estos. El caso de Erepublik es peculiar. Es un juego en que consiste en ser ciudadano de un país, y poder subir desde currante de obra a presidente del gobierno. Eso sí debes ir a trabajar cada día, luchar con armas que debes comprar (trabajando ganas dinero) en guerras contra otros países, ascender de categorías, votar en las elecciones, etc. Vamos, que se trata de un simulador de la vida real, donde puedes ser lo que quieras, pero currando más que en la vida real, que ilógico, ¿no? Total para no obtener ningún fruto, para eso dedicate a la vida de verdad, al menos algo sacarás.

Pero aunque aparentemente sean gratuitos, siempre existe la posibilidad de adquirir bonificaciones a módicos precios. Esto hace que quien las tenga, adquiera ventajas respecto al resto que no. Una forma fácil de sacar dinero. Además, carecen de premios. Es decir, si ganases en cualquiera de estos juegos no podrías hacer más que decírselo a un amigo una noche de borrachera.

Situación Hipotética

Tú: – Ey, ¿sabes qué? Soy campeón del Travian.

Amigo: – Eing, ¿de qué?

– De un juego de internet muy guapo.

– ¿Pero te han dado algo?

– No.

– Pues entonces, es como si hubieses estado toda la noche hablando con esa chica que te gusta, y te vas a casa sin su teléfono ni nada, ¿no? ¿Se lo contarás a tus nietos? Jajajaja!

– Ya… Otro Whisky, ¡por favor!

Sea como sea, el mayor problema de estos juegos es la dependencia que generan. Si no te conectas y te atacan te han jodido, si estabas tomando una cerveza y no controlas el juego, seguro alguien te está jodiendo…

Lo que conlleva a un sin fin de conductas impropias. Veamos:

  • Si tus amigos te dicen que juegas al excel pero con iconos, defiéndete. Al menos controlarás un huevo de excel, ponlo en el currículum.
  • Si tus amigos creen que te estás haciendo asocial, háztelo mirar.
  • Si entras a cualquier sitio preguntando si tiene wifi, tienes un problema.
  • Si estás de juerga y tienes que irte corriendo a mandar un granjero a trabajar, vas mal.
  • Si sales con portátil de fiesta para evitar lo anterior, ¡bien pensado! Pero estás aún peor.
  • Si crees que tu novia en vez de tetona es teutona, preocúpate.
  • Si quedas con tu novia y el deseo es hacia el ordenador antes que hacia ella, busca ayuda.
  • Si tu madre te viene a echar la bronca y le dices que cuidadín, que le mandas tus naves, tus soldados o tus vacas, te ingresará en algún sitio.
  • Si es un día importante, por ejemplo tu boda, y le dices al cura que espabile que tienes que enviar defensas a no sé qué sitio; no te casarás.

Amigas y amigos, aprendamos que engancharse es fácil y desengancharse siempre cuesta más. Por lo tanto, no os enganchéis a estos juegos, os arrepentiréis.

 

Dicen, que las críticas deben empezar desde uno mismo.

 

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: