Skip to content

Prensa Seria & Vídeos Comentados

noviembre 29, 2010

 

Prensa Seria

Le dan 3 meses de vida, se gasta sus ahorros y descubre que el diagnóstico era erróneo

Dave Ismay no se lo pensó dos veces cuando le anunciaron que había desarrollado una cirrosis hepática irrecuperable que le permitiría vivir sólo tres meses más. Este cómico inglés de 64 años decidió invertir todos sus ahorros en realizar los sueños de su vida. Los doctores se dieron cuenta a las diez semanas de que su diagnóstico había sido equivocado. Ismay no estaba a punto de morir, sino que padecía hemocromatosis, una enfermedad hereditaria que provoca un excesivo acúmulo de hierro en el organismo.

Fuente: http://www.20minutos.es

Comentarios:

El médico le dio la buena noticia al enfermo, y éste enfurecido le preguntó que hacer ahora sin dinero, a lo que el médico le dijo: Quítele hierro al asunto, no se preocupe.

Al menos se lo tomaría con humor, el tipo era cómico. Y sí, digo era porque seguro que ya no está para chistes ni gracias de ninguna clase.

Además, el médico le enseñó su kit de exploración y detección de enfermedades, y el señor se quedó mucho más tranquilo… Al menos lo entendió mejor…

Si es que la vida es un juego, cuál, ya es otra cosa…

 

Vídeos Comentados:

¿Cómo decidir algo? ¿Qué esquema mental usaremos para decidir ese algo? ¿Qué estructura seguiremos para resolver un problema? ¿Cuál es el camino correcto? ¿Playa o montaña? ¿Con medias o sin bragas? ¿Los gallumbos de ayer me sirven hoy, o, me servirán mañana? ¿Cuántas cervezas llevo o quien ha puesto tantas cosas por medio? Las típicas preguntas a responder que cualquiera se haría. Ese afán por despejar la X de la ecuación que se nos mete entre ceja y ceja. Eso es… pensar, y hacerlo en exceso no lleva a ningún sitio.

Este es el problema de los pensadores al tomar decisiones. Los filósofos lo padecen en demasía, y como podemos ver, es un túnel sin salida que acaba de la forma más absurda (y más si lo satiriza Monty Python en ‘La vida de Brian‘).

 

 

Anuncios
3 comentarios leave one →
  1. diciembre 1, 2010 11:01 am

    Jo – der qué putada… aunque el tío sobrevivió. En cierto sentido si nos plantearan la posibilidad de elegir entre vivir pobre o morir ¿ qué elegiriáis? Ya sé que el pobre no tenía necesidad de vivir pobre pero vaya… que también es enriquecedor pensar que te vas a morir y luego darte cuenta de que vivirás. Es un shock interesante..

    Este video de Monty es de mis preferidos… es que así han sido muchas de nuestras reuniones cuando eramos una asociación estudiantil. De hecho, las juntas de facultad eran (y son) así…

    • diciembre 1, 2010 12:45 pm

      Hay que tener en cuenta Aleix, que somos de la Facultad de Filosofía, y en esas juntas los que hacían esto eran nuestros profesores, incluso hay algunos que lo hacen en cada una de sus clases. Esos profesores angustiados por la incapacidad de decidir, en exceso diplomáticos. A todos nos viene a la cabeza aquel repeinado, con aires de bohemio moderno, pero que no es capaz de hilar dos frases con sentido, ya que la segunda siempre contradecirá a la primera (N.B.).

      Nosotros lo vivíamos en primera persona tanto en esas juntas de filósofos, como en nuestras reuniones de futuros filósofos (y muertos de hambre, claro…).

      Saludos

  2. diciembre 1, 2010 3:38 pm

    jajajjajajaj totalmente de acuerdo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: